usolis4587@gmail.com

Páginas vistas en total

Seguidores

Loading...

15 jul. 2010

Fueron cuatro las Hermanas Villa del Orbe

Fueron cuatro las Hermanas Villa del Orbe
Fuente: En una conferencia en el Instituto Vegano de Cultura, en 1984, dictada por el eminente periodista y escritor vegano J. Agustín Concepción, y publica en la Obra Tribuna Histórica, editada por la Comisión Organizadora Permanente de la Feria Nacional del Libro (Feria Municipal Mario Concepción, La Vega, 1989, pps. 61 a 66)
Expresa, además del varón Manuel Francisco, eran cuatro las veganas hermanas Villas, y hace el interrogante ¿Cómo se explica que el patricio Juan Pablo Duarte, a llegar a La Vega, en junio de 1844, solamente hallara allí a tres hermanas, que fueron: María del Carmen, María Francisca Angustias y Manuela Estáfana?
El conferencista, explica, la repuesta es; el caso se explica fácilmente con la advertencia de que cuando a la llegada de Duarte al Cibao ya estaba fuera del hogar paterno la otra hija de los esposos Villa del Orbe. Esta cuarta hija, nombrada Matilde, estaba casada. No podía hallarla Duarte en La Vega, porque allí la había hallado unos años antes, en tiempo que no hemos podido determinar, y de ahí la había extraído conyugalmente, su pretendiente capitaleño Rafael Saviñón, y por razón del casamiento había fijado su residencia los esposos Saviñón Villa, en la ciudad de Santo Domingo.
Hay que aclarar el punto porque siendo cuatro hermanas Villa del Orbe, fueron solamente tres las patriotas, porque el acto glorioso de la confección y el enhestamiento de la primera bandera dominicana que ondeó en el Cibao no participó la cuarta hermana que estaba ausente en razón de su casamiento. No se tiene constancia de cuando se efectuó la boda de Rafael y Matilde, pero si se sabe que por lo menos hubo dos frutos de esa unión un varón y una hembra. Esta información se la proporciono al periodista y escritor J. Agustín Concepción, la Señora Pura Cabral Tavares viuda Sosa.
Doña Pura, expresa Concepción, era viuda del abogado y poeta Sanchense licenciado León Federico Sosa Bornia, antiguo compañero del reputado periodista vegano en el Colegio San Sebastián dirigido por el Padre Fantino, en esta ciudad de la Concepción de Las Vega. Quien le explico su ascendencia vegana. Refirió la viuda Sosa, que el hijo varón de los esposos Saviñón-Villa, tuvo de nombre Ramón Saviñón Villa y que la hembra se llamaba Antigua, quien fue la abuela de la Sra. Pura.
Efectivamente, Antigua Saviñón Villa, casada con Vicente Tavares Portes, prócer restaurador nativo de Santiago, fue la madre de Josefa Tavares Saviñón, la esposa de Mario Fermín Cabral, y madre, por tanto de Pura Cabral viuda Sosa. El nombre de la abuela de Dona Pura constituye una revelación, pues resulta que Antigua Saviñón Villa, por ser hija de Matilde Villa del Orbe, tuvo a su vez por abuela a María de la Antigua del Orbe, madre de las Hermanas Villa. En el acta de defunción de doña Antigua Saviñón Villa, de señala J. Agustín Concepción, que conserva un extracto, se expresa que dicha difunta fue hija legítima de Rafael Saviñón y Matilde Villa.
En el acta, redactada por el antiguo oficial civil del Estado Civil Emilio Ureña, e inscrita en el libro 14, folio 108 de la oficialía de la Primera Circunscripción del Municipio de Santiago, consta que dona Antigua fue esposa de don Vicente Tavares y que falleció a los 28 años de edad, el 14 de abril de 1906, de esto último se infiere que nació en 1848.
Lo que no se ha podido establecer es el año del matrimonio de su madre Matilde ni la circunstancia de si ella o su hermano Ramón fue quien tuvo la condición de primogénito. Veamos, señala el periodista vegano, cómo Matilde Villa, a través de su hija Antigua Saviñón, es la abuela materna de la presente familia santiaguense Tavares Saviñón. Hemos expresado que Antigua Saviñón, muere en 1906, , fue la esposa del Restaurador Vicente Tavares. La vinculación de él con el medio vegano se remonta a 1846, pues en noviembre de ese año el gobierno Restaurador le confiaba la misión de trasladarse a La Vega. Es entonces que se relaciona con la familia de la que más tarde sería su esposa
Diez años después, según el historiador Dr. Guido Despradel Batista, Tavares se radica en La Vega, donde inicia su ejerció como juez de paz, funciones que ejerciera hasta 1887, año en lo que lo sustituiría Casiano Robles. Esta actuación de Tavares en La Vega se remonta al final del periodo de Los Seis Años, coincidiendo con el inicio de la primera administración del Presidente Ignacio María González. Todo da indicar que Tavares, contrajo matrimonio en tiempo en que ejercía el comercio en Santiago, o sea un decenio antes de ser designado juez de paz de La Vega.
Esta hipótesis se ampara en el hecho de que para 1964 ya la señorita Antigua Saviñón contaba 24 años de edad, y se fortalece con la circunstancia de que la hija mayor del matrimonio Tavares Saviñón vino al mundo en 1868. Esa hija mayor fue Carmen Tavares Saviñón (cacán), quien hubo de ser novia del general José Borda Valdés. En la lápida colocada en el mausoleo de la familia Tavares Saviñón en el cementerio municipal de Santiago costa que Carmen murió el 8 de marzo de 1954 a la edad de 86 años. De donde resulta que nació en 1868, o sea en tiempo en que su padre ejercía en Santiago la actividad comercial.
Es el caso que hay por lo menos tres hijos nacidos en la época en que Don Vicente funcionaba como juez de paz de La Vega. Esos vástagos presumiblemente vegana son; Josefa, nacida en 1877 y muerta en 1924; Teresa, fallecida el 31 de agosto de 1957, a los 76m años, por tanto nacida en 1881, y Manuel de Jesús, fallecido el 16 de marzo de 1958, a los 77 años, y por ello nacido alrededor de 1881. Aunque estos dos últimos hijos (Teresa y Manuel de Jesús) aparecen como nacidos en 1881, no se trata de hermanos mellizos, cosas que nos advirtió dona Pura Cabral Vda. Sosa, sino de vástagos a quienes, al morir, en un caso se le pone la edad cumplida y en otro se le calcula la próxima a cumplir
Además, nada habría de extraño en que un matrimonio prolífero de diez hijos hubiera un nacimiento a comienzo de año y otro al final. Falta decir que aquella prole la integraron, además de un hijo muerto a temprana edad, estos nueve vástagos: Carmen, Matilde, Josefa, Teresa, Luisa, Rafael, Manuel de Jesús, Vicente y Arturo. Acerca de las hembras ya se ha dicho que Carmen fue prometida del futuro Presidente Borda Valdés, a lo que de agregarse que Matilde fue la esposa de Desiderio Valverde y que Josefa contrajo matrimonio con Mario Fermín Cabral. Las demás murieron solteras
Insistiendo en el punto del lugar de nacimiento de los hijos de los esposos Tavares Saviñón, no cabe duda de que por lo menos Josefa, Teresa y Manuel de Jesús, cuyas edades constan, nacieron en La Vega.
En cuanto a la permanencia ininterrumpida de Vicente Tavares en La Vega, ha además constancia de que allí estaba para 1876, año en que su nombre aparece entre los firmantes veganos que apoyaban a la postulación presidencial de Ulises Francisco Espaillat. Lo cierto es que todo esto resulta que la familia Tavares Saviñón es tan santiaguera como vegana, y lo es así tanto por ascendencia materna cuanto por el nacimiento de algunos de sus miembros. Y lo mejor de todo esto es que entre los presuntos veganos Tavares Saviñón está Josefa, la madre del notable y fecundo poeta Manuel del Cabral (cunito).
En relación con la descendencia hispánica de los villa, y de acuerdo con relatos que le hacían sus antepasados, revela doña Pura Cabral Vda. Sosa que el progenitor de las hermanas villa fue un ciudadano español que venía hacia un lugar determinado de América y que en la travesía se vio obligado a cambiar de rumbo ante la amenaza de un naufragio. Así llego al país el abuelo de Las Villa. Fue este Manuel Francisco Villa, quien procreó con María del Carmen Jáquez a Juan Ramón, el padre de las hermanas Villa del Orbe.
Acerca de Juan Ramón, consigna Despradel Batista, que fue elemento prestantisimo en la sociedad vegana de aquellos lejanos tiempos. Por otra parte resalta el historiador vegano, que Manuel Francisco, el padre de Juan Ramón, fue un vecino de importancia y buena posición económica. El progenitor de las Villa murió, a la edad de 62 años, el 13 de noviembre de 1843, en víspera del cese de la dominación haitiana.
Como curiosidad histórica, anotamos que cuatro biznietos de Matilde Villa, a través de su nieta Josefa Saviñón, esposa de Mario Fermín Cabral y Báez, son la vez biznietos del General Buenaventura Báez, son: Ramón Cabral Tavares, María Estela Cabral Vda. Feliu, Pura Cabral Vda. Sosa y Manuel Cabral Tavares.