usolis4587@gmail.com

Páginas vistas en total

Seguidores

Loading...

6 feb. 2010

Los Primeros pobladores de la Antillas Mayores fueron una raza que vivía en cavernas

Las Islas de Cuba, Puerto Rico y la de Santo Domingo, fueron habitadas anterior a el desarrollo de la Cultura Taina, fue poblada por una raza primitiva de costumbres enteramente carvarnarias. De las noticias que nos dicen Las Casas y Oviedo, y corroborada por el arqueólogo estadounidense M.R. Harrington, en sus hallazgos arqueológicos en diferentes cuevas que exploro en Cuba.

Pedro Martín de Anghieria, en su obra “De Orbe Novo”, al fererirse a estos hombres cavernarios que existieron en la península del suroeste de Haití, y que han sido considerados por muchos expertos en la materia, similares a “Los Siboneyes”, nos dice “se cuenta que hay una región en la más occidental provincia de Guacarayima (Xaragua), ( donde se encontraba la provincia de Guacarayima es hoy el Departamento de Jeremías (Republica de Haití) habitada por gentes que solamente viven en cavernas y que únicamente comían los productos de los bosques

Ellos Vivian tal como se dice, como lo hacían las gentes en la edad de oro, sin hogares fijos, ni sembrados, ni costumbres, no tenían un lenguaje definido.
Añadiendo “se ven de tiempo en tiempo, pero nunca han sido posible coger a uno de ellos, aún fueran nativos, se escapan con la rapidez de un ciervo. Citado por Francis Augustos Mac. Nutt “De Orbe Novo” The eight decades of meter Martyr D. Anghiera- New Cork and London 1912, pág. 380
Durante la primavera y el invierno del 1928, estuvieron en el país los antropólogos Herbert W. Krieger y Gerris S. Millar Jr. Por encargo del Museo Nacional de los Estados Unidos de Norteamérica, realizando valiosas e interesantes expediciones de carácter arqueológico en la Península de Samaná

Estas expediciones fueron realizadas por los dos científicos norteamericanos en numerosas cavernas en la parte oriental de la isla en Las Guacaras de San Grabiel y del Ferrocarril, así como excavaciones realizadas en los sitios de San Juan y en el Anadel, donde encontraron restos de conchas y huesos, dando por veraz la existencia en nuestra isla de una raza de cavernícola

Como lo manifiesta Krieger “se puede admitir como motivo de una útil hipótesis que los depósitos de las cuevas de la Bahía de Samaná, en la región oriental de Santo Domingo, en donde los implementos y utensilios de concha predominan con la exclusión práctica de objetivos fabricados de arcilla y de piedra. Fueron confeccionados por una raza Pre- Arahucana. (Herbert W. Krieger “The Aborigines of the accident Inland of Hispaniola” Pág494, Smithsonian Institution-Washington. 1930)

El Dr. Guido Despradel y Batista, en su apunte sobre Arqueología Quisqueyana parte II, . Implementos, BAGN- Año II- 30 de junio 1939. Año 6, expresa “ no estará lejano el día en que por medio de investigaciones prácticas y precisas se pondrán realizar en nuestra república estudios lo más completos posible sobre esta raza cavernaria que los exploradores norteamericanos han denominados Pre-Arahucana